Aerotermos fijos

Aerotermos fijos
Los aerotermos suelen ser la alternativa más económica como sistema de calefacción permanente en un edificio, ya que ofrecen una potencia calorífica muy alta por cantidad de dinero invertida (W/dinero) y son muy fáciles de instalar. Aunque las unidades están automatizadas, se pueden equipar con accesorios tales como reguladores de temperatura automáticos (para disminuir la temperatura por la noche y en vacaciones), termostatos externos, deflectores de aire, etc.

Ventilación combinada
Los aerotermos para montaje en pared se pueden equipar con una cámara de mezcla que toma el aire fresco del exterior para mezclarlo con el aire cálido del interior en las proporciones deseadas. Este método permite calefactar una estancia al mismo tiempo que se ventila. La mezcla de aire interno con aire externo se puede controlar automáticamente con un regulador automático del tiro y la temperatura. Además, este regulador también controla los ventiladores de extracción para proporcionar una ventilación equilibrada.
Secado
Los aerotermos también se pueden utilizar para secar la ropa, por ejemplo en tendederos residenciales.