Frico llena de calor la visita a los perros salvajes

Siete perros salvajes africanos procedentes de un zoo de Suecia se están aclimatando a su nuevo hábitat en el zoo de Chester, al norte de Inglaterra.

El hábitat es un recinto especialmente diseñado para reproducir las condiciones de su sabana africana nativa.

El recinto abrió sus puertas en abril de 2011 e incluye un auditorio que se mantiene a una temperatura agradable gracias a dos paneles radiantes EZ212 de Frico. Un sensor PIR enciende los paneles para generar calor cuando se precisa y los apaga para ahorrar energía cuando la sala está vacía. Las instalaciones incluyen además un puente que ofrece una vista extraordinaria sobre el recinto y ventanas panorámicas desde las que el visitante puede ver de cerca a estos impresionantes animales.

Los perros salvajes africanos (conocidos también como perros pintados o perros de caza de El Cabo) están en peligro de extinción, en parte por una enfermedad de los animales domésticos y en parte a causa de los granjeros, que los matan para proteger su ganado de los depredadores.